Tipos de cócteles

Tipos de cócteles

tipos de cócteles

Es este breve articulo me gustaría ayudarte en la introducción en el mundo del cóctel. Si has visitado la página principal de Coctelvip.com abras leído nuestro breve, pero preciso artículo sobre la historia del cocktail. Además, en nuestra sección de recetas podrás encontrar otro artículo sobre cómo preparar y servir un cóctel. Pues ahora vamos entrar en materia, por lo que te voy a explicar los diferentes tipos de cócteles que definen la coctelería.

¿Como se clasifican los diferentes tipos de cócteles?

Existen infinidad de clasificaciones que se aplican a los cócteles. Pero en el mundo de la coctelería existe un listado conocido por los profesionales del sector de todo el mundo. En esta clasificación los cócteles se dividen en grupos por cualidades comunes. Según su composición, forma de preparación o su servicio, los combinados entran en un grupo u otro.

Las 19 clasificaciones de la coctelería profesional.

Cobblers:

Es este tipo de cóctel, la característica predominante es la intervención de fruta picada en su preparación. Estos combinados suelen ser de sabor fresco y muy coloridos lo que los convierte en la bebida perfecta para el verano, además son muy consumidos en zonas cálidas y tropicales.

Collins:

Para en la elaboración de estos combinados se utiliza un aguardiente como base, un toque de zumo, por lo general zumo de limón o algún cítrico. Finalmente se termina con soda. Otra característica es que el cóctel se prepara directamente en vaso de combinación.

Un ejemplo de este tipo de combinado es el John Collins.

Crustas: 

Son recetas a base de aguardiente y zumo de limón. Como característica principal de estos cócteles es el escarchado de la copa con zumo de limón y azúcar. El objetivo de esta acción, además de ser decorativo, es atenuar la acides del combinado en el paladar.

El margarita es un buen ejemplo de estos combinados.

Cups: 

Bebidas compuestas generalmente por vinos, cavas o campan, a los que se le añade en cierta medida licores o aguardientes. También se le añaden frutas troceadas en su composición, dotando la receta de olores, sabores y perfumes frutales. Existen variedades sin alcohol.

Uno de estos famosos cócteles es el French 75.

Daisies: 

Estos combinados se componen principalmente de de aguardientes, con algún zumo cítrico, y endulzados con algun jarabe, ya sea simple o de sabores. La mezcla se termina con soda o alguna bebida refrescante.

En esta categoría podemos utilizar como ejemplo el Tequila Sunrise.

Egg-Nogs:

Están compuestos por huevo y leche, por lo que tienen un alto valor nutritivo. Se pueden elaborar fríos en coctelera, muy batidos, y calientes en un vaso adecuado.

Un ejemplo de este tipo de cóctel es el Eggnog.

Fizzes:

Son combinados largos elaborados a base de aguardiente y zumo de limón. Todos se terminan de llenar con soda y es ocaciones pueden llevar huevo en su receta.

Ejemplo de ello es el Gin Fizz.

Flips: 

Su principal característica es el huevo como componente. Suelen estar mezclado con vinos especiales como el Oporto. Siempre deber servirse muy fríos y bien batidos para que la mezcla resultante sea homogénea.

High Balls: 

La simplicidad de su receta es el centro del éxito de este combinado. Simplemente se combina algún aguardiente con alguna bebida refrescante como la soda, la cola o la tónica. Siempre debe servirse con mucho hielo.

Un ejemplo es el Cuba libre.

Hot Drinks: 

Fantásticos combinados calientes ideales para combatir el frio. Tienen la particularidad de ir servidos en copas o vasos provistos de asa, para evitar quemarse.

Un claro ejemplo es el Café Irlandes.

Juleps:

La principal característica de la preparación de estos cócteles en la presencia en su receta de ramitas y hojas de menta o hierba buena. En la preparación es importante diluir la esencia de estas plantas en gotas de agua. Y la decoracion incluye hojas de hierba buena o menta fresca.

El mejor ejemplo es el Mint Julep.

Long Drinks: 

Son muy similares a los Hagh Ball. Compuestos por un aguardiente y alguna bebida refrescante, sueles incluir rodajas de limón o de naranja. Aunque en el especial caso de los gin tonic y su popularidad en auge, se le añaden frutas varias o especias.

Punch o Ponches: 

Estos navideños combinados generalmente tienen cinco ingredientes: corteza de limón, té, aguardiente azúcar y canela. En algunas ocasiones se le añade huevo y se sustituye el té por leche.

Pous Coffee: 

No son los cócteles más populares, dado que suelen ser mezclas de licores con distintas densidades y colores, provocan su falta de homogeneidad en su composición.

Rikeys: 

Por regla general se prepara exprimiendo medio limón en un vaso con hielo, se añade aguardiente y se termina con soda o agua tónica.

El Gintonic o el Vodkatinic son ejemplo de este tipo de cóctel.

Sangarees: 

Consisten en perfumar con nuez moscada un aguardiente o vino. Generalmente debe ser servido en copa de degustación y el hielo debe ser picado.

Sling: 

Este es otro tipo de cóctel muy sencillo. Su preparación se basa en la mezcla de zumo de limón, aguardiente y azúcar. 

Un ejemplo bien puede ser el Daiquiri.

Sours:

El ingrediente más característico de estos tipos de cócteles es el zumo de limón. En el caso de que se prepare como bebida larga, se puede añadir trozos de fruta. Generalmente se termina con soda.

Como ejemplo entre otros está el Tom Collins.

Toddies: 

Sencillamente se añade agua a cualquier aguardiente o licor. De manera ocasional y al gusto del consumidor de puede añadir algún ingrediente extra como angostura o granadina.

Como puedes ver esta guía de tipos de cócteles es muy completa. Puede que en un principio te parezca excesivo el listado, pero comprobaras con el tiempo que instintivamente incluirás tus combinados en cada clasificación.

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *